Sillones 2



Sillones de algarrobo

El algarrobo es un árbol que ofrece una madera dura y de alta calidad, y es por eso que las industrias de muebles siempre lo han elegido para su producción. Tanto es así que deforestación de algarrobos en áreas donde predominaban ha sido devastadora y hoy la especia peligra. Es por esto que, si estás buscando sillones de algarrobo, lo mejor es optar por sillones usados.

Existen distintas especies de algarrobo, como el blanco y el negro, y es por esto que tenemos distintas alternativas dentro de los sillones de algarrobo, es decir, vamos a tener unos de madera oscura y otros de madera clara. El color que elijas dependerá de tus propias preferencias y de qué quedará mejor en tu living room.

La mejor forma para buscar sillones de algarrobo usados es a través de Internet. Existen muchísimos sitios encargados de vender este tipo de sillones, así como también dedicados a proporcionar la información necesaria para encontrar nuestros sillones. No creas que por ser usados no van a ofrecerte la misma calidad y buen estado que ofrecen los nuevos. De hecho, muchos proveedores se encargan de comprar sillones de algarrobo usados y reciclarlos, para revenderlos a un mejor precio, pero aún más económicos que los nuevos.

Los sillones de algarrobo tienen un diseño clásico que se caracteriza por tener forma de sillas amplias, con toda la estructura de madera expuesta y con almohadones tapizados. Sus colores, como ya dijimos, pueden ser oscuros o claros. También, dentro de los sillones de algarrobo se encuentra una categoría que está muy de moda en la actualidad: los futones.

Los futones son especies de sillones cama que tienen un estilo único. Estos sillones son muy prácticos porque tienen uso doble y nos permiten ahorrar espacios físicos. No sólo pueden lucir fantásticos en nuestro living room, sino que también ofrecen una cama de repuesto cuando tenemos visitas en el hogar. Estos sillones de algarrobo se vuelven muy cómodos también para ver una película en el living room acostados gracias a que nos da distintas posibilidades de posturas y comodidad. Su sistema de plegado es muy simple y rápido, por eso no perderás mucho tiempo para adaptarlo a la forma que buscas y lo puedes hacer todas las veces que quieras. Pero debes tener cuidado porque existen muchos futones en el mercado que no son necesariamente de algarrobo. Encontrarás muchos de maderas más económicas que, si estás un poco apretado de dinero, pueden venirte muy bien, pero tendrán menos durabilidad que los de algarrobo. Además, el algarrobo al ser tan duro no sufre notables alteraciones con los cambios de temperatura, lo que sí ocurre con las maderas más baratas, y como los futones tienen un sistema de plegado, esos cambios en el volumen de la madera pueden alterar ese sistema, dificultando el plegado y desplegado del sillón.

Los sillones de algarrobo ofrecen durabilidad y calidad, por eso, si vas a comprarlos usados, no debes temerle a su tiempo de vida, ya que el algarrobo casi no sufre alteraciones con el pasar del tiempo y son muebles que duran años. Sin embargo, si vas a comprar muebles usados por Internet, no te bases en las imágenes que ves online. Siempre debes asegurarte de ver personalmente los sillones antes de realizar la compra, porque puede que no sea algarrobo real o que la madera esté muy dañada con golpes o ralladuras.